Compromiso de mano dura a defraudadores de préstamos exprés por apps de internet

Por Raúl Macías

El presidente de la Comisión de Seguridad Ciudadana del Congreso de la Ciudad de México, Nazario Norberto Sánchez, alertó a la población para ya no dejarse engañar por defraudadores con aplicaciones de Internet por las que se ofrecen préstamos fáciles de dinero exprés, sin aval ni requisitos complicados, para después extorsionar a quienes hayan aceptado sus términos, práctica que está creciendo de manera importante a últimas fechas.

En entrevista destacó que el ilícito lo realiza gente sin escrúpulos, que aprovecha la necesidad de recursos, originada por la pandemia y la falta de trabajo de las personas que necesitan proveer a sus familias de lo más indispensable.

A fin de que terminen este tipo de extorsiones, el legislador recordó que él presentó el pasado 11 de noviembre una iniciativa para sancionar con más de cinco años a estos defraudadores, misma que actualmente está en comisiones y se comprometió a impulsarla para su aprobación en el próximo periodo de sesiones.

“Según ha informado la Unidad de Policía Cibernética de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, el modus operandi de al menos 80 apps que identificó, se caracteriza por solicitar acceso a la cámara del celular, a los contactos, ubicación o almacenamiento de los usuarios y así los delincuentes obtienen fotografías o datos para posteriormente extorsionar o amedrentar al exigir un pago por adelantado o bien intereses no pactados con anterioridad. Además, si no cubren el adeudo los exhiben ante sus conocidos como gente incumplida”, dijo.

Nazario Norberto refirió que la Policía Cibernética ha sido constante en informar sobre los riesgos de pedir dinero por medio de estas aplicaciones, porque son préstamos falsos en su mayoría de “empresas de internet” que no cuentan con registro ni regulación. Del mismo modo, la Comisión Nacional para la Protección y la Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros, CONDUSEF, informó que lamentablemente cada año estos delitos aumentan al pasar del 47% en 2017 a un 70% en 2021.

La propuesta del diputado del Grupo Parlamentario de Morena, adiciona un capítulo 3 al Título 7 del Código Penal de la CDMX, para establecer una penalidad de 3 a 5 años de prisión y una multa de 300 a 500 unidades de medida de actualización (44 mil 810 pesos), a quien use indebidamente las tecnologías de la información y comunicación para defraudar, obtener dinero, bienes o información o provoque la pérdida de información contenida en sistemas o equipos de informática protegidos por algún mecanismo de seguridad.